dissabte, 5 de febrer de 2022

LITERATURA : Diccionario para espabilados (32) * Dedicado a las expresiones...(I)

Hola amigos y amigas.Reanudamos el Diccionario para espabilados,en el capítulo XXXII (en romanos),que dedicamos a las expresiones que oímos o decimos,sin saber un poco como nació,o en que circunstancia se comenzó a decir.   Para comenzar,
¡QUÉ TE DEN MORCILLA! :

Usamos la expresión "que te den morcilla" cuando queremos zanjar o acabar una discusión o intercambio de opiniones con alguien que realmente nos está molestando o irritando en sobremanera.  Su origen lo encontramos en la antigua costumbre de lanzar a los animales que vagabundeaban por las ciudades trozos de morcilla a las que se le introducía algún tipo de veneno en su interior, para eliminar de esta manera esos animales que eran considerados portadores y transmisores de peligrosas enfermedades para el ser

humano.
ME IMPORTA UN BLEDO :

Esta frase intenta expresar que algo nos importa muy poco o nada y su origen tiene que ver con una variedad de la acelga común. Se trata del Bledo, una variedad de acelga de sabor insípido a la que no suele darse un gran valor. De ahí que surgiese esta expresión en el lenguaje

popular, como referencia a la insipidez de esta hortaliza.
HABLAR POR LOS CODOS :

Cuando alguien habla mucho o demasiado e incluso sin decir nada destacable, suele utilizarse esta expresión. En cuanto a su origen, este no está muy definido y de hecho hay varias hipótesis. Una de ellas hace mención al típico gesto que algunas personas hacen tocando el codo o brazo a otra persona para llamar su atención cuando no está escuchando lo que dice o incluso también al gesto de caminar dando con el codo a la otra persona mientras se le está hablando. Esa fama la están "colgando" a mi

persona.
PONERSE LAS PILAS :

Esta expresión es sinónimo de poner más energía y vigor en la realización de una cosa. Una expresión que tiene su

origen en los principios de los aparatos radioeléctricos.
POR SI LAS MOSCAS :

Esta expresión suele utilizarse de forma coloquial para

advertir de que se va a hacer algo (o dejar de hacer) por si hubiese alguna consecuencia imprevisible. El origen de esta expresión tiene que ver con la costumbre que había, cuando no existían las neveras, de cubrir los alimentos y bebidas con un paño para evitar que las moscas se posaran sobre ellos y
se estropeara el alimento en cuestión.
DESPEDIRSE A LA FRANCESA :
Cuando alguien se marcha de un lugar sin despedirse de
los presentes, se suele decir que éste "se ha despedido a la francesa". Parece ser que viene de una costumbre que se popularizó entre la alta sociedad y burguesía de Francia a mediados del siglo XVIII.  Esa constumbre, a la que bautizaron como "sans adieu" y que significa ‘sin adiós’, se realizaba cuando uno de los asistentes a una fiesta o acto social decidía marcharse. Éste debía abandonar la estancia discretamente, sin llamar la atención ni despedirse de nadie (incluyendo a los anfitriones), siendo de muy mala educación que saludase
o indicase su deseo de marcharse a alguien.
Actualmente es de mala educación el irse de un lugar sin
decir nada, por lo que se aplicar la expresión "despedirse a la francesa" como alusión a aquella antigua y
maleducada norma.
SE SALVÓ POR LOS PELOS
Suele decirse de la persona que consigue salvarse de
algún peligro o dificultad por un factor de azar o casi por un milagro. Los comienzos de la expresión están relacionados con el tiempo en el que se obligaba a los marineros a llevar el pelo largo con el argumento de que si había un naufragio o accidente el marinero podría ser agarrado por el cabello y subido al bote salvavidas, ya que en aquella época la mayor parte de las personas no
sabían nadar.
ARRIMAR EL HOMBRO
Esta es una expresión habitual cuando se quiere destacar
que alguien presta su ayuda o colaboración a otra persona o personas para conseguir un fin. Una frase que proviene de cuando los jornaleros que trabajaban en el campo se ayudaban los unos a los otros para sembrar o cosechar. De hecho, durante la siembra o la cosecha, los trabajadores solían adoptar una postura encorvada y colocarse cerca los unos de los otros a menudo casi
pegados y prácticamente hombro con hombro.
Con "Arrimar el hombro" damos por finalizada esta entrada del Diccionario para espabilados,que si os gusta continuaremos en otra ocasión con + expresiones que

decimos.
Tomàs, clase turista,de paso...
el saber no ocupa lugar.

.........................................
ELROTOHOYENELPAÍS.

 
--------------------------------------------
DISCOSDEDICADOS.La Familia Peralta-Sanchez nos cantan "Que te den morcilla"( dedicada al  coronavirus).

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada